Los sabores de la pasión, para celebrar San Valentín

canela y flores, ingredientes claves en San Valentín
Spanish

Por: Karen Bernal

Que todo entra por los ojos... puede ser verdad, especialmente si se trata de la comida.

En el Día de San Valentín, una buena idea para sorprender a tu pareja es preparándole una comida en casa o llevándolo a comer afuera. En cualquiera de los dos casos, debes acompañar la cena con bebidas que contengan ingredientes llamativos, exóticos y, sobre todo, afrodisíacos. Quizás sea solo un placebo, pero vale la pena alguna ayuda extra para encender la pasión.

Gabriel Molina, sumiller y gerente de bebidas en JW Marriott Panama, expresa que para el día de los enamorados, el maridaje (es decir el arte de realzar los sabores de la comida con la bebida) resulta clave para una experiencia inolvidable.

"Las cosas entran primero por la vista. En San Valentín, sin perder la afinidad de sabores, lo ideal sería tener siempre productos vistosos, cocteles con decoraciones que vayan con el tema, como flores, tonos rosados y rojos", dice.

Canela y pasión

Los espumantes también son acordes a la ocasión, debido al romanticismo que simbolizan. "El ritual sería siempre empezar la cena romántica con burbujas, que da esa elegancia, romanticismo y abre el apetito", destaca.

Agrega que vale la pena experimentar con ingredientes exóticos y afrodisíacos, que enciendan la llama.

"Un ingrediente que no pueden faltar en un coctel de San Valentín es la canela, debido a sus propiedades que estimulan el apetito sexual", menciona, resaltando que bien vale la pena intentarlo, independientemente si se cree o no en su efecto. "Jugamos con los afrodisíacos, más allá de que tenga o no efecto y desencadene algo. Simplemente es un placebo positivo. Puede ser una cosa que mentalmente les haga creer a los enamorados que la noche puede desencadenar en algo interesante", dice.

Para los platos, también es ideal experimentar con ingredientes como el chocolate, el picante y los mariscos, para estimular el deseo.

Postre pasión de chocolate

Cocteles de San Valentín

Durante la presentación del menú de San Valentín en el restaurante Tejas del hotel JW Marriott, Molina presentó tres cocteles ideales para acompañar una buena comida durante la fecha especial.

Pasión y canela es un coctel, a base de vodka de manzana y aromatizado con canela. Molina ideó en un "matrimonio clásico". "Creo que todo mundo ha comido la mezcla de canela y manzana, en un postre o algo. Es una pareja que siempre ha existido".

Crema sedosa de queso suizo

En el caso de la cena que el hotel servirá para el público el próximo 14 de febrero, se jugó con una entrada de queso manchego y parmesano. "Son sabores muy fuertes, y estos tonos dulces y especiados balancean el ritmo de los sabores", indica el sumiller.

Otro coctel perfecto para la cena de San Valentín es uno que esté hecho a base de flores. Molina creó 'flor de sauco', una especie de gin tonic con una base de ginebra, St Germain (licor francés a base de flores) y notas cítricas de naranja, para acompañar, en el caso de la cena, el tamal seco de pollo, "porque el plato tiene cierto picor debido al curry, y este es un coctel fresco para bajar la intensidad".

Flor de sauco

Para el plato fuerte, un vino rosado zinfandel resulta perfecto. "Un vino rosado juega un papel de comodín, ya que tiene propiedades de vino blanco y astringencia de vinos tintos. Así que va a ir bien con cualquier plato que elijas". El filete de corvina en costra de plátano y risotto de langosta, y el clásico filete de res envuelto en tocino son las opciones del menú de los enamorados.

Y si estás en casa, también puedes probar el coctel de moda: un spritz. "Es una bebida fácil de preparar. Solo debes tener a mano un amargo (un Aperol o Campari), una botella de espumante; se sirve, se decora con un pétalo de rosa y una rodaja de naranja. Va bastante acorde con la ocasión".

Gabriel Molina, sumiller y gerente de bebidas en JW Marriott Panama